Inmersion Profetas NTV - Page 363



350
INMERSIÓN

P R O F E TA S
20:20-38
—‍les dije‍—. Sigan mis decretos, presten atención a mis ordenanzas y
mantengan santos mis días de descanso, porque son una señal para recordarles que yo soy el Señor su Dios’.
»”Sin embargo, sus hijos también se rebelaron contra mí. Se negaron a
cumplir mis decretos y a seguir mis ordenanzas, a pesar de que la obediencia les hubiera dado vida. Además profanaron mis días de descanso. Así
que amenacé nuevamente con derramar mi furia sobre ellos en el desierto.
No obstante, quité mi juicio contra ellos a fin de proteger el honor de mi
nombre ante las naciones que habían visto mi poder cuando los saqué de
Egipto; pero hice un juramento solemne contra ellos en el desierto: juré
esparcirlos por todas las naciones porque no obedecieron mis ordenanzas.
Se burlaron de mis decretos al profanar mis días de descanso y anhelar los
ídolos de sus antepasados. Los entregué a decretos y ordenanzas inútiles,
que no los conducirían a la vida. Dejé que se contaminaran con los mismos
regalos que yo les había dado y permití que sacrificaran a su hijo mayor
como ofrenda a sus dioses, para devastarlos y recordarles que solo yo soy
el Señor”.
»Por lo tanto, hijo de hombre, dale este mensaje al pueblo de Israel
de parte del Señor Soberano: “Tus antepasados siguieron blasfemando y
traicionándome, pues cuando los hice entrar en la tierra que les había prometido, ¡ofrecieron sacrificios en cada colina alta y debajo de cada árbol
frondoso que encontraron! Provocaron mi furia al ofrecer sacrificios a sus
dioses. ¡Les llevaron perfumes e incienso y derramaron ofrendas líquidas
ante ellos! Les dije: ‘¿Qué es ese lugar alto adonde van?’”. (Desde entonces,
esa clase de santuario pagano se llama Bama, que significa “lugar alto”).
»Por lo tanto, dale este mensaje al pueblo de Israel de parte del Señor
Soberano: “¿Piensas contaminarte como lo hicieron tus antepasados? ¿Seguirás prostituyéndote al adorar imágenes repugnantes? Pues, cuando les
presentas ofrendas y les sacrificas a tus niños en el fuego, te contaminas
con ídolos hasta el día de hoy. ¿Y yo debería permitirte, pueblo de Israel,
que me pidas un mensaje? Tan cierto como que yo vivo, dice el Señor
Soberano, que no te diré nada.
»”Tú dices: ‘Queremos ser como las naciones que nos rodean, que
sirven a ídolos de madera y de piedra’; pero eso que piensas nunca sucederá. Tan cierto como que yo vivo, dice el Señor Soberano, te gobernaré
con puño de hierro, con gran enojo y con imponente poder. También
con enojo, extenderé mi mano fuerte y mi brazo poderoso, y te traeré
de regreso desde los territorios por donde fuiste esparcido. Te llevaré al
desierto de las naciones y allí te juzgaré cara a cara. Te juzgaré tal como
hice con tus antepasados en el desierto después de sacarlos de Egipto,
dice el Señor Soberano. Te examinaré cuidadosamente y te obligaré a
cumplir las condiciones del pacto. Te limpiaré de todos los que se rebelen





Powered by


Full screen Click to read
Paperturn flipbook viewer
Search
Overview
Download as PDF
Print
Shopping cart
Full screen
Exit full screen